Recomiendan sancionar directivos del fútbol colombiano por reventa de boletos

La delegatura para la protección de la competencia de la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC) recomendó a la entidad sancionar a varios empresarios y directivos del fútbol colombiano por su responsabilidad en la reventa de entradas para las eliminatorias al Mundial de Rusia 2018.

El superintendente delegado Juan Pablo Herrera afirmó en un informe dado a conocer este jueves que tras una investigación ‘encontró acreditado que la (Federación Colombiana de fútbol) FCF, Ticketshop y Ticket Ya’ incurrieron en comportamiento anticompetitivo.

De igual forma, Herrera recomendó que se declare ‘administrativamente responsable y se sancione’ al presidente de la FCF, Ramón Jesurún, y al expresidente de ese organismo Luis Bedoya.

Las investigaciones del caso se iniciaron después de que Ticket Shop anunció que vendería 6.000 entradas el 6 de agosto de 2017 para el partido entre las selecciones de Colombia y Brasil, disputado en septiembre de ese año, y dijo que estas se comercializaron en 42 minutos, por lo que los aficionados se quejaron porque no pudieron adquirirlas.

Sin embargo, la Fiscalía señaló que 3.353 de esas entradas habrían sido revendidas entre el 15 y el 24 de mayo de 2017.

La investigación de esa entidad resalta que por las 3.353 boletas los encargados de la venta obtuvieron 1.154,98 millones de pesos (unos 354.000 dólares al cambio de hoy) cuando en realidad costaban 578,97 millones de pesos (unos 177.000 dólares al cambio de hoy), es decir que consiguieron utilidades por 576 millones de pesos (unos 176.000 dólares al cambio de hoy).

Por este caso, el superintendente delegado también recomendó que se sancione al representante legal y al gerente administrativo de Ticketshop, César Carreño e Iván Arce, respectivamente, así como a la asistente de gerencia de Ticket Ya, Leticia Guijarro.

A la lista se suman otros directivos de la Federación como los miembros de su Comité Ejecutivo de aquel momento Álvaro González, Jorge Perdomo, Juan Alejandro Hernández, Claudio Cogollo y Elkin Arce, entre otros funcionarios.

En agosto de 2018 la FIFA abrió una investigación preliminar a la Federación Colombiana de Fútbol luego de que la Superintendencia de Industria y Comercio de Colombia formulara cargos a la Federación y a las empresas Ticketshop y Ticketya por ‘la desviación masiva’ de entradas para los partidos de las eliminatorias del Mundial.

De igual forma, un fiscal acusó en diciembre pasado a tres dirigentes del fútbol colombiano de recibir millonarios sobornos para favorecer a la compañía Ticketya en la adjudicación de un contrato para la venta de las entradas.

El funcionario detalló entonces que el expresidente de Real Cartagena Rodrigo Rendón Cano, fallecido en julio pasado, se reunió con algunos de los máximos dirigentes del fútbol en 2017 para hablar sobre ‘la renovación del contrato de boletería que se tenía con la empresa Ticket Shop’, también implicada.

‘En su momento, en agosto de 2015, cuando se entregó el mencionado contrato a los señores ‘Lucho’ (Luis Bedoya), Ramón (Jesurún) y ‘El Chiquito’ (Álvaro González). Se les entregó la suma de 1.000 millones de pesos (unos 292.000 dólares) a cada uno’, afirmó el fiscal.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario