Manchester City queda todavía más herido al caer en Wolverhampton

El Manchester City (3º), que jugó con diez hombres desde casi el inicio del partido, terminó perdiendo 3-2 casi en el descuento en su visita a Wolverhampton, este viernes en la 19ª jornada de la Premier League, con lo que ve alejarse todavía más su objetivo de revalidar el título nacional.

Pese a la expulsión del arquero brasileño Ederson en el minuto 12, el City se distanció por 2 a 0, con un doblete de Raheem Sterling (25, 50), pero el Wolverhampton remontó el partido con tantos del español Adama Traoré (55), el mexicano Raúl Jiménez (82) y el irlandés Matt Doherty (89), dos de ellos en la recta final del partido.

Traoré fue la figura del partido, con su tanto y brindando además la asistencia para el de su compañero Jiménez, que también marcó un gol y dio el pase de otro, el decisivo de Doherty casi en el descuento.

El Liverpool es todavía más líder. Arrolló 4 a 0 el jueves en el campo del segundo, el Leicester, al que ha dejado a 13 puntos, mientras que el City, que sigue tercero, se queda descolgado a 14 unidades del primer puesto.

Los hombres de Jürgen Klopp, que se proclamaron campeones del mundo el pasado fin de semana en Doha, tienen además un partido disputado menos que sus perseguidores, con lo que podrían dispararse todavía más en la clasificación.

El Wolverhampton sube con este triunfo al quinto lugar, aproximándose a apenas dos puntos de la zona de clasificación a la Liga de Campeones y del Chelsea (4º), que el jueves se vio sorprendido en casa (2-0) por el Southampton (14º).

El partido se le había complicado mucho al City este viernes cuando Ederson salió a destiempo, derribó fuera del área a un rival y fue expulsado.

El chileno Claudio Bravo, suplente, tuvo que entrar al partido en el minuto 12 en sustitución del argentino Sergio Agüero, como solución de urgencia para poder defender el arco del City.

Pese a jugar con uno menos, el equipo de Josep Guardiola no se acobardó e hizo daño arriba.

Sterling falló un penal que tuvo que repetir por invasión del área antes del tiempo. Volvió a errar su lanzamiento, pero el rechace del portero fue para él y esa vez no falló, consiguiendo abrir el marcador en el minuto 25.

Su segunda diana de la noche, en el 50, fue en un veloz contragolpe: recibió del belga Kevin De Bruyne y se fue como una flecha hacia el arco rival, se plantó cara a cara ante el portero del Wolverhampton y le batió.

Remontada final

Pero el partido cambió a partir de ahí. El español de origen maliense Adama Traoré acortó diferencias en el 55, con un tiro desde fuera del área.

En el 82, Traoré robó un balón a un adversario casi en la línea de fondo, se dio la vuelta y envió un pase de la muerte para que Jiménez estableciera el empate provisional en el marcador.

El gol del triunfo del Wolverhampton y de la desgracia del City llegó en el 89, cuando Doherty se apoyó en Jiménez, que le devolvió el balón de tacón, para que el irlandés enviara, nada más pisar el área, un disparo cruzado lejos del alcance de Claudio Bravo.

El Manchester City tendrá que reaccionar pronto, ya que el domingo recibe al Sheffield United (7ª) en la vigésima jornada, que servirá para calibrar el alcance de los daños anímicos sufridos en el Molineux Stadium.

Por el momento, la derrota hace recaer al equipo, que desde el derbi perdido ante el Manchester United a principios de mes había logrado encadenar cuatro triunfos, teniendo en cuenta todas las competiciones.

La 19ª jornada se disputó casi íntegramente el jueves, en el tradicional ‘Boxing Day’, y se completó con el partido de este viernes.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario